Tratamientos endovasculares para las venas varicosas

Varios son los tratamientos tradicionales a los que puedes recurrir para mejorar un problema de las venas varicosas o várices y evitar esos molestos dolores e incluso, las úlceras varicosas.

Si estos tratamientos tradicionales no tienen éxito, se recomiendan procedimientos endovasculares o una cirugía.

Las técnicas dirigidas por catéter (endovascular) han revolucionado el tratamiento de las venas varicosas reduciéndose las complicaciones y el tiempo fuera del trabajo.

La extracción de venas era el tratamiento que más se utilizaba, sin embargo, rara vez se usa hoy en día debido al avance de los procedimientos menos invasivos.

Resultado de imagen para tratamientos endovasculares

Estos son los tratamientos más comunes:

a) Medias de compresión

Las medias de compresión se recetan para reducir los síntomas de las venas varicosas, prevenir y reducir la hinchazón de las piernas y disminuir el riesgo de coágulos sanguíneos.

Las medias de prescripción ofrecen una contracompresión adecuada y son más efectivas que las medias de venta libre.

b) La escleroterapia (inyecciones de las venas)

La escleroterapia consiste en inyectar una solución esclerosante en arañas vasculares, reticulares o varicosas.

Este es un procedimiento de consultorio mínimamente invasivo. Esto bloquea las venas que son antiestéticas o que no funcionan bien.

La inyección de soluciones esclerosantes elimina lentamente las antiestéticas venas de la piel para mejorar la apariencia.

Los pacientes generalmente reciben múltiples tratamientos y la mayoría ve una mejora significativa en el transcurso de varios meses de tratamiento.

c) La flebectomía ambulatoria

La flebectomía ambulatoria también es un procedimiento mínimamente invasivo que se puede realizar bajo anestesia local, epidural o general en un entorno ambulatorio.

Las varices se extirpan con pequeños ganchos a través de pequeñas incisiones en la piel. No se usan puntos de sutura y las pequeñas incisiones se unen con cinta de papel estéril.

La recuperación es generalmente breve.

d) Láser

Los tratamientos con láser utilizan una fibra óptica fina, que avanza a través de un catéter hacia la vena safena.

La energía del láser se dirige a través de la fibra. La fibra hace contacto con la sangre y la pared interna de la vena y, a medida que la fibra se retira lentamente, la energía del láser es absorbida por la sangre y el tejido de la vena, consiguiendo cerrarla.

El procedimiento se puede realizar en forma ambulatoria. El tiempo de recuperación suele ser rápido con resultados positivos a corto y medio plazo.

e) Radiofrecuencia

El tratamiento con radiofrecuencia implica el suministro controlado de energía de radiofrecuencia directamente a la pared de la vena mediante un catéter delgado que hace que el colágeno en la pared de la vena se encoja y la vena se cierre.

Una vez que la vena se cierra, el cuerpo redirige naturalmente la sangre a otras venas sanas.

Tiene buenos resultados a los dos años con dolor, hematomas, sensibilidad y recuperación posteriores al procedimiento en comparación con otros tratamientos endovasculares.

El tratamiento de radiofrecuencia se realiza con mayor frecuencia en el consultorio de un médico o en un entorno ambulatorio.

FUENTES DE DATOS Vimeo | corning.com | flcard.com | radiologyifo.com | hcmedical.com.mx

Back to top